Ha pasado un año desde que la madre de Sophie, la infatigable Donna, falleció. Desde entonces, Sophie ha estado trabajando como loca en la isla griega de Kalokairi para cumplir el sueño de su madre: abrir un idílico hotel llamado Bella Donna.

 

Sin embargo, hay complicaciones. Dos de los tres "papás" de Sophie (nunca ha estado claro cuál es realmente su padre biológico, dada la promiscuidad que rodeaba el embarazo de su madre décadas atrás) no podrán asistir a la inauguración. Su novio, Sky, está en Nueva York y está pensando en quedarse allí. Y hay una tormenta amenazante en el horizonte que bien puede precipitar la feliz celebración junto a la playa.

 

Todo eso envía a Sophie a un viaje reflexivo. Mientras muestra a una pareja de viejos amigos la propiedad reformada en la isla, recuerda los desafíos de su mamá cuando tenía veintinueve años. En ese entonces, Donna luchó con preguntas sobre su futuro cuando dejó la escuela y llegó a esta pequeña isla griega. Ella sufrió la angustia romántica de tener tres guapos amantes. Y ella también tenía tormentas en su horizonte.

 

Si todo eso suena como que tendremos algunas secuencias de baile en retrospectiva y un número musical o dos, bueno, eso es exactamente.

 

Elementos Positivos

El afecto entre Donna y sus compañeros de cama, Sam, Bill y Harry, puede pasar, pero está claro que la relación madre-hija entre ella y Sophie es inquebrantable. Incluso como futura madre en el pasado, Donna habla de obtener fuerza y ​​consuelo de su amor por su bebé por nacer.

 

Contenido Espiritual

[Advertencia del Spoiler] Vemos que el vínculo entre madre e hija mencionado anteriormente se enfatiza en una escena en la que Sophie lleva a su propio hijo para ser bautizado en una iglesia cercana. Allí, canta un dúo compartido de amor y la bendición de Dios con una secuencia imaginaria y de sueños de su madre fallecida.

 

Contenido Sexual

La joven Donna, su hija adulta Sophie, y varias otras mujeres en Kalokairi, visten blusas o trajes de baño que muestran el estómago y escote. Y aunque todos los encuentros sensuales de esta historia ocurren fuera de la cámara, sigue siendo muy claro que la joven Donna tiene relaciones sexuales con tres tipos diferentes en el transcurso de una semana más o menos. En el caso de Harry, deja en claro que es su primera experiencia sexual. Vemos a Donna descansando en la cama con un par de chicos después del hecho; dos de los jóvenes no tienen camisa.

 

Las mejores amigas de Donna, Rosie y Tanya, hacen algunos comentarios sexuales mientras hablan acerca de sus maneras de festejar, específicamente los efectos que ciertos hombres tienen en su anatomía íntima. Vemos a Donna y Sam besarse. Sophie y Sky comparten un beso, también. [Advertencia de Spoiler] De hecho, nos enteramos que esta pareja no casada está a punto de tener un bebé.

 

La película incluye sutilmente la atracción hacia el mismo sexo, en forma de referencia de canción y un par de bromas rápidas durante el transcurso de la película y nuevamente en los créditos finales.

 

En la despreocupada isla Kalokairi  (y, por lo general, libre de moral), rara vez se tienen en cuenta las consecuencias de las relaciones íntimas. Sin embargo, hay una excepción: una anciana frunce el ceño ante el comportamiento de algunas personas. Ella evalúa a un joven y lo regaña por su "mirada errante y su miembro inquieto".

 

Contenido Violento

Un nadador forcejea en el agua hasta que alguien salta para ayudarlo.

 

Lenguaje Vulgar

Un mal uso del nombre de Jesús y tres exclamaciones de "oh mi Dios" se unen a un uso de "demonios".

 

Contenido con Alcohol o Drogas

El alcohol fluye libremente en esta pequeña isla griega, tanto en un bar local como en diversos eventos sociales. Donna y sus conocidos regularmente beben cerveza, vino, vodka y cócteles. La celebración de inauguración del hotel de Sophie también ofrece muchas fiestas con bebidas.

 

De hecho, un retrato de una Donna adulta en el presente la muestra con una bebida en la mano. Su esposo dice que si ella estuviera allí para la celebración de Sophie, estaría bebiendo y bailando hasta caerse.

 

Conclusión

La segunda película de Mamma Mia tiene problemas. Y aparecen casi tan pronto como los primeros rayos dorados del sol llegan a las costas de Kalokairi y se toca el primer acorde de una canción de amor de ABBA.

 

La película original cubrió la historia de Donna y sus tres potenciales papás de la bebé. Así que al volver ver una y otra vez esa "historia original" con una joven Donna, versiones más jóvenes de sus mejores amigas (Tanya y Rosie) y versiones juveniles de sus novios (Bill, Sam y Harry) realmente no avanza mucho en esta narración . En su mayoría, lo que obtenemos son momentos musicales que revelan un elenco lleno de gente bonita sin habilidades musicales discernibles.

 

Eso no quiere decir que no hay un par de momentos dulces que disfrutar aquí, o algunos números de canto y baile dignos de una sonrisa. Lily James como una joven Donna y Amanda Seyfried como la Sophie actual inyectan su sonriente efervescencia en todo lo que hacen. Pero la efervescencia y un buen momento o dos solo no son suficientes para compensar los tropiezos estéticos y morales de esta secuela.

 

Reconozcámoslo, la mayoría de los éxitos verdaderamente memorables de ABBA se usaron en la primera película. Las canciones de esta película no generan suficiente poder musical para mantener viva la historia de la joven Donna. Ver a Donna con mucha energía durante su discurso de despedida de Oxford cantando "When I Kissed the Teacher", por ejemplo, se siente ... extraño. Por decir lo mejor.

 

Y aunque la primera cinta tenía solo algunos agujeros en la trama lírica que llenar con rutinas de baile de vez en cuando, esta tiene ... grandes huecos en la trama.

 

Francamente, los agujeros morales en esta secuela presentan una vez más los momentos más fuera de tono de este musical. Se supone que debes pasar por alto la visión casual e informal de acostarse con otros y disfrutar de la abundancia de las cosas. Después de todo, una mujer joven con tres "papás" es divertido, ¿verdad?

 

Pero la lección, "Haz lo que quieras en tu juventud bañada por el sol", no es un gran mensaje para los jóvenes de la audiencia. Y los costos reales, emocionales y relacionales de la promiscuidad casual de Donna no se pesan realmente aquí.

 

¿Crees que los entusiastas fanáticos de ABBA se sentirán inspirados a gritar "Gracias por la Música" después de pasar por esta película? Tal vez. Pero dudo que muchos griten "¡Dame! ¡Dame! ¡Dame!" otra secuela.

Compártelo en Facebook
Compártelo en Twitter
Please reload

Buscar por tags
Artículos relacionandos
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
EALF_MasterBrand_horiz_1CR_White.png
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • mail-02

Enfoque a la Familia

Productos & Servicios

Medios de Comunicación