Yo le digo sí a la vida, yo le digo sí a la maternidad

March 5, 2018

Desde hace varios años se viene discutiendo sobre el derecho al aborto y se recogen un conjunto de testimonios de mujeres que están a favor del aborto y le dicen “No” a la vida y “No” a la maternidad.

 

Todos estos discursos proabortistas son reunidos por las ONG’s feministas que consideran la penalización del aborto como un obstáculo para los derechos humanos de las mujeres. Según la ideología de género, las construcciones sociales de las cuáles son víctimas las mujeres, las sitúan en una posición subordinada frente al varón, y son la familia y la maternidad el factor clave para la comprensión de dicha subordinación, como muestra de ello, la feminista Shulamit Firestone afirma que la reproducción es la trampa amarga de las mujeres y la solución que propone es que con el desarrollo de la ciencia la sociedad llegaría a un nivel de desarrollo en el momento en que las mujeres dejen de ser madres. En éste mismo sentido, Simón de Beauvoir refiere que la maternidad es utilizada en forma egoísta por los varones y priva de independencia a las mujeres. Así también Heidi Hartmann afirma que en un futuro – con el desarrollo de la sociedad – la reproducción biológica se lograría mediante otras técnicas, dejando de realizarse en el cuerpo de la mujer.

 

Ello explica que el principal campo de actuación de la ideología de género sea la sexualidad con la propagación de los anticonceptivos, la búsqueda de la legalización del aborto, y por tanto, un “No” rotundo a la maternidad. Cabe entonces preguntarnos: ¿Si todo es construcción social –como afirman las feministas– cómo concebir que el cuerpo de la mujer está preparado para ser madre?, entonces la naturaleza tiene algo que decirnos, y si es así ¿por qué la negamos?, ¿por qué considerar que el discurso de las feministas debe ser adoptado por todas las mujeres?, y de ser así, ¿dónde queda el discurso de las mujeres que decimos SÍ a la maternidad?

 

Cuando una mujer concibe a un hijo, emprende una maravillosa relación de por vida con otro ser humano. Tanto la maternidad como la paternidad tienen una riqueza específica y en la entrega reconocen el don de la vida. Si todo fuera simplemente construcción social, el cuerpo de las mujeres no estaría preparado naturalmente para concebir. Negarnos a lo que nos es natural, significaría una forma de negarnos a nosotras mismas.

 

El mundo actual y los discursos que en él se dan en torno al papel de la mujer terminan socavando elementos claves de nuestra feminidad, como lo es la maternidad. Las políticas públicas, así como las propuestas legislativas en torno al tema del aborto deben tomar en cuenta las voces de todos los actores sociales y tener en cuenta que un derecho no puede erigirse sobre la anulación de otro mayor. Así como existen mujeres que dicen “No” a la vida, hay quienes le decimos “SÍ” y defendemos la vida, la maternidad y la familia.

 

 

 

Ingrese aquí a nuestro programa de radio

 

El Aborto y la Vida

 

 

 

 

*Pamela Cabala. Socióloga y docente de la Universidad Católica San Pablo. (http://ucsp.edu.pe/imf/)  Egresada de la Maestría en Educación Superior en la Universidad Católica Santa María. Se ha desarrollado como gestora de proyectos culturales en el Centro de Estudios Peruanos de la UCSP. 

 

 

 

Compártelo en Facebook
Compártelo en Twitter
Please reload

Buscar por tags
Artículos relacionandos
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
EALF_MasterBrand_horiz_1CR_White.png
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • mail-02

Enfoque a la Familia

Productos & Servicios

Medios de Comunicación