10 maneras en que su matrimonio puede sobrevivir a la cuarentena del Coronavirus

Las próximas semanas no serán fáciles. Pero hay cosas que puede hacer para reducir el nivel de estrés y encontrar la paz durante la cuarentena del coronavirus.

¿Quién podría haber adivinado los cambios que el coronavirus traería a nuestra nación, nuestros vecindarios y nuestros hogares? En cuestión de días, pasamos de los negocios habituales a una sociedad que practica el autoaislamiento y el distanciamiento social. Estamos trabajando desde casa y refugiándonos en el lugar. Como introvertido, ¡esta es mi idea de felicidad! 

Hablé con amigos y escuché cómo otros están sobreviviendo a la cuarentena de coronavirus. Algunas familias están disfrutando los cambios en las rutinas: mamá o papá están asumiendo el papel de maestros de educación en el hogar. Otros miembros de la familia están organizando maratones de juegos de mesa. Algunos organizan fiestas de observación compulsiva para niños y adultos. La cuarentena de coronavirus significa que hay tiempo para disfrutar de las comidas juntos y pasar tiempo en familia. 

¿Cómo la cuarentena del Coronavirus puede afectar los matrimonios problemáticos?

Pero no todos están listos para relajarse y jugar. Para algunos matrimonios, la idea de una cuarentena de Coronavirus, la idea de estar encerrados 24/7 con su cónyuge, parece lo peor que puede suceder. Su miedo y resentimiento no tienen nada que ver con COVID-19 y todo que ver con conflictos continuos en su matrimonio. 

Tal vez eso describe su situación en este momento. Tal vez usted y su cónyuge están luchando contra el daño causado por la pornografía, la adicción o una aventura. Hasta ahora, ha podido hacer frente a ese dolor porque ha tenido espacio para escapar de la situación asistiendo a funciones sociales, yendo a la iglesia, trabajando en el gimnasio o pasando unas horas adicionales en la oficina. 

Pero usted no puede hacer eso ahora. Está atrapado con su cónyuge. Está en cuarentena, encerrado. Y no hay suficientes metros cuadrados en su hogar para escapar del dolor y la frustración. Tal vez solo esté esperando hasta que todo esto termine para cancelar su matrimonio. Pero hay opciones. 

Descargue una Guía Gratis

 En esta guía encontrarán consejos útiles para construir un ambiente familiar agradable

Descárguela aquí 

Sea honesto acerca de su miedo a ser puestos en cuarentena juntos. El miedo es legítimo. Los problemas son reales. Entonces, admítalo. Hable con su cónyuge sobre sus preocupaciones y piense en organizar una “tregua” durante la cuarentena. Busque maneras de apoyarse mejor durante este momento loco. 

Lamenta el cambio que está sucediendo. Está lidiando con más que un virus y un matrimonio problemático. Se trata de distanciamiento social, trabajo remoto, encierro y cuarentena. Todos estos problemas tienen un elemento común: el cambio. Por naturaleza, nos atrae lo familiar: nos hace sentir seguros porque sabemos qué esperar. Algo inesperado, como la cuarentena de coronavirus, puede hacernos sentir impotentes o fuera de control. Es natural para usted y su cónyuge lamentarse por la pérdida de la rutina familiar. Mientras procesa estas pérdidas, comprométase a preocuparse por los sentimientos y pérdidas de su cónyuge. Si bien es fácil mantener la comunicación limitada a los horarios familiares y las listas de tareas, este puede ser un momento para empatizar con su cónyuge sobre los cambios que trae la cuarentena. 

Hablen sobre temas de la vida interior. Una forma de evitar las “reuniones de negocios familiares” es preguntarle a su cónyuge sobre los altibajos de su día. Escuche sus preocupaciones, miedos, esperanzas y emociones.  Preocúpese por sus emociones. Cuide de ellos como si fueran una persona. Intente hacer esto durante 10 minutos todos los días. Llámelo su “registro diario”. 

Tómense un descanso el uno del otro. Ningún matrimonio funciona bien cuando los cónyuges están juntos 24/7. Hable en voz alta sobre el tipo de descanso que le funciona. No hay tratamiento silencioso aquí. Hablar de sus expectativas (tiempo de descanso en otra habitación, 20 minutos en línea o un programa de televisión ininterrumpido) ayuda a mantener esos objetivos realistas y los mantiene a usted y a su cónyuge en la misma página. 

Practique un buen cuidado personal. Es totalmente responsable de su bienestar: espiritual, física y emocionalmente. Su objetivo debe ser recargarse y cuidarse en estas tres áreas para que tenga algo que dar a su cónyuge y familia. 

Únase contra un adversario. Los acontecimientos del 11 de septiembre de 2001 hicieron que nuestra nación dividida se uniera contra un enemigo común: el terrorismo. Lo mismo puede decirse de su matrimonio frente a la cuarentena de coronavirus. Esta es una oportunidad para reunirse como una pareja casada y funcionar como un equipo. 

Haga de su hogar un ambiente seguro. Cuando dos personas se sienten seguras, los corazones se abren y las conexiones suceden. Cuando las personas se sienten inseguras, los corazones se cierran y las personas se desconectan. Hable con su cónyuge sobre cómo crear un hogar que se sienta seguro para cada persona. Comience pidiéndole a su cónyuge que complete esta oración: “Me siento seguro cuando tú…” 

No intente trabajar en temas candentes o asuntos a largo plazo en su matrimonio. Si está confinado en su hogar, establezca límites en torno a conversaciones difíciles sobre pornografía, infidelidad o adicciones. Esto no quiere decir que estás barriendo problemas debajo de la alfombra. En cambio, está reconociendo la difícil situación en la que se encuentra debido al coronavirus y está estableciendo límites apropiados para que pueda manejar esta temporada difícil. 

Participe en terapia virtual o llamadas telefónicas con un consejero cristiano. Dado que ambos están en casa, comience a asesorar sobre el matrimonio. Además, un consejero puede ayudarlo a usted y a su cónyuge a tomar buenas decisiones sobre su tiempo juntos durante la cuarentena del coronavirus.

Busque apoyo. Si usted y un buen amigo salen regularmente a tomar un café, procure programar charlas de café en línea. Las llamadas telefónicas o los chats de video, aunque no son lo mismo que una configuración cara a cara, aún pueden darle la oportunidad de conectarse para obtener apoyo y aliento. 

Los próximos días o semanas pueden no ser fáciles, pero esta temporada pasará. Mientras tanto, usted y su cónyuge pueden trabajar para hacer de su hogar un lugar seguro e incluso redescubrir las conexiones y actividades que alguna vez alegraron su relación. 

Consejería y Asesoramiento

¡LA AYUDA ESTÁ AQUÍ! PODEMOS AYUDARLE A LLEVAR SANACIÓN Y RESTAURACIÓN A SU FAMILIA CON PERSPECTIVAS CRISTIANAS EN LAS QUE PUEDE CONFIAR.

Acerca del Autor

Artículos más recientes de Enfoque a la Familia

Lo Mejor Está Por Venir

Cuando las cosas no se ven del todo claras y hay un poco de incertidumbre, es normal que sintamos angustia o temor. Pero recuerde, lo mejor está por

¿Cómo Apoyarse Durante y Después de una Crisis?

Cuando se presente una crisis o adversidad en su matrimonio, apóyense mutuamente. Luego recurran a Dios y a una comunidad cristiana para pedir ayuda. Sobre todo, manténgase conectados el uno con el otro después de que todo pase, y asegúrense de tener tiempo para divertirse.

Cuidado Pastoral y Discipulado en un Tiempo de Crisis

Los cristianos ya han pasado por esto antes, y nosotros podemos estar tranquilos y recibir sabiduría a través de las acciones de aquellos que enfrentaron correctamente este tipo de cosas. Se han hallado cartas escritas por gobernadores romanos durante aproximadamente los primeros 100 años de la iglesia primitiva en tiempos de peste, hablando sobre el comportamiento de este extraño nuevo grupo de personas: los cristianos.

Recursos de Enfoque a la Familia

Obtenga recursos confiables para fortalecer su matrimonio.

Nueva Serie Disponible
Esta es una serie de 9 videos elaborada por Enfoque a la Familia que pretende guiar a los padres sobre cómo educar en sexualidad a sus hijos desde etapas tempranas de la infancia. ¿Los temas de sexualidad no deberían iniciar en la adolescencia? La respuesta es “No”. La educación sexual empieza desde que el niño está pequeño.

Reciba contenido especial e información actualizada

Reciba contenido especial e información actualizada

Suscribase a nuestro boletin

Al enviar este formulario, usted autoriza a Enfoque a la Familia enviarle información o recursos a su correo electrónico.