Sosteniendo a quienes nos sostuvieron

Cuando llegamos de la adultez mayor nuestras necesidades tienden a cambiar. Algunas parecen perder importancia mientras que otras se intensifican. La provisión para el sustento diario es una de esas necesidades que se tornan críticas. Quienes convivimos con un adulto mayor o quienes somos sus cuidadores debemos prestar atención a las necesidades de nuestro ser amado. Algunas de estas necesidades son propias de la edad y nos requerirán mayor inversión de tiempo y dinero. Haremos bien en estar apercibidos al respecto para velar responsablemente porque no les falte nada.

¿Por qué aumentan las necesidades económicas de los adultos mayores?

La etapa de adulto mayor puede implicar reducción en el nivel de ingreso económico y aumento en el nivel de necesidades de gasto al mismo tiempo. Las razones de esto son:-

  • La pensión, típicamente, es menor al ingreso mensual por salario. Cuando una persona se retira y pasa a depender de su fondo de retiro, o su asignación de pensión, sufre una reducción inmediata en el monto de su ingreso mensual, pues normalmente el monto de pensión es un porcentaje del salario que acostumbraba percibir. El ingreso se reduce, pero el costo de la vida se mantiene igual o aumenta.
  • Otros adultos se van de casa. Si en casa conviven varios adultos, es común que entre varios asuman todas o algunas de las responsabilidades económicas del hogar. Cuando algún miembro de la familia se marcha de casa para formar un nuevo hogar, es esperable que el monto que destinaban para aportar, ahora lo destinen a sus nuevas responsabilidades. Esto hace que el adulto que queda en casa deba asumir nuevos gastos.
  • Aumento en la cantidad de medicamentos y atención médica. Conforme se avanza en edad, los padecimientos tienden a incrementarse, y con ello se incrementa también la necesidad de atención médica. Chequeos, exámenes y medicamentos que antes no eran necesarios ahora se tornan vitales. Esto aumenta también los gastos de una persona adulta mayor.
  • Nuevas necesidades de cuidado y atención personal. Con la adultez mayor podemos experimentar la pérdida de ciertas capacidades o habilidades que disfrutábamos cuando éramos jóvenes. Realizar algunas labores de limpieza en el hogar o de auto-cuidado personal se tornan más difíciles y, en ocasiones, hasta peligrosas. En estos casos, se hace necesario contar con personas que brinden servicios especiales, lo que implica menos dinero.  

Áreas de provisión a las que debemos estar atentos.

Proveer para las necesidades de un adulto mayor no es solamente facilitar el acceso al dinero. Puede implicar también la planificación de gastos, la distribución de las responsabilidades y la búsqueda de nuevos ingresos. Pero sobre todo ello, implica en primer lugar, comprender el panorama completo de las necesidades de sustento.

Sustento Económico

Aportar económicamente para nuestros adultos mayores es una necesidad obvia. Tristemente también es una necesidad en la que familiares pueden ser negligentes. Si usted tiene un adulto mayor en casa o es cuidador de ella o él, debe velar porque su ser amado cuente con un presupuesto propio balanceado. El seguir siendo responsable de sus finanzas dignifica al adulto mayor. Pero al mismo tiempo, se hace imprescindible verificar que, en efecto, su realidad económica sea saludable y sostenible en el tiempo. Por las razones presentadas arriba, no es de extrañar que un adulto mayor requiera apoyo económico extra a sus ingresos personales.

Sustento Médico

Que las necesidades médicas aumenten en la etapa de adulto mayor no implica necesariamente que estas estén siendo atendidas. Usted, como cuidador o familiar de un adulto mayor puede velar porque su ser amado tenga acceso real, oportuno y de calidad a los servicios médicos que requiere para la atención de sus padecimientos crónicos o temporales. Adquirir un seguro médico para él o ella puede ser una buena inversión. Si se adquiere antes de llegar a la adultez mayor es posible que resulte más beneficioso.

Sustento Paliativo

En etapas avanzadas de padecimientos graves o crónicos, es posible que un adulto mayor requiera cuidados paliativos, que son una atención médica especial que busca proveer calidad de vida a una persona en etapa terminal o con ciertas condiciones irreversibles. Proveer para el cuidado paliativo puede implicar, además de la atención médica y los medicamentos, atención emocional o psicológica, acompañamiento o internamiento permanente, así como el acondicionamiento del hogar. Estas acciones implicarán también nuevos gastos que deben ser cubiertos oportunamente.

Sustento Habitacional

No todos los adultos mayores cuentan con una vivienda propia; asumirlo sería un error. Además, lamentablemente la administración y el uso de bienes de los adultos mayores han sido motivo de contienda entre familiares. Bajo ciertas circunstancias, la persona adulta mayor puede sufrir abuso patrimonial, siendo privada de su vivienda, o siendo relegada a un espacio mínimo dentro de su propio hogar. Usted como cuidador o familiar de un adulto mayor debe velar por que su ser amado cuente con una solución de vivienda digna y adecuada a sus necesidades, principalmente si el adulto mayor no posee un lugar dónde vivir.

Sustento Ocupacional

La calidad de vida de una persona adulta mayor implica, además de la salud física, también la salud emocional, la salud relacional y el sentirse útil y relevante para la sociedad y para su entorno familiar. Proveer para el sustento ocupacional de su ser amado significa proveerle de espacios en los que pueda poner al servicio de los demás sus habilidades y talentos. Una opción es asignarle alguna responsabilidad en casa que le resulte dignificante y que pueda realizar. También puede explorar posibilidades de involucramiento en grupos sociales como asociaciones comunales o iglesias locales. El sustento ocupacional requiere, además, estar atento a que nuestro ser amado pueda atender sus necesidades básicas de alimentación e higiene personal, y hacer las adecuaciones pertinentes en el hogar para protegerle de eventuales peligros.

Sostener a una persona adulta mayor es una tarea hermosa y desafiante al mismo tiempo. Las necesidades económicas pueden sobrepasar las posibilidades financieras de una persona. Por eso, no lo haga solo, busque ayuda familiar o social según sea su realidad para poder atender cada área de forma diligente pero responsable al mismo tiempo.

Lea más sobre el tema aquí:

Amando a quienes nos amaron

Bendiciendo a quienes nos bendijeron

Guía Básica para el Cuidado Integral de la Persona Adulta Mayor

¿Cómo cuidar a un ser querido con Alzheimer?

Acerca del Autor

Artículos más recientes de Enfoque a la Familia

¿Cómo reconstruyo un vínculo con mis hijos?

En Enfoque a la Familia oramos para que el corazón de los adolescentes regrese a sus padres y confiamos que las acciones prácticas que proponemos a continuación le serán de utilidad para lograrlo.

Las Claves de la Reconexión

Cuando un padre o una madre decide reconstruir el vínculo con su hijo o hija adolescente, debe hacerlo sobre la base de principios relacionales. Antes de realizar

¿Por qué nos desconectamos de nuestro adolescente?

El distanciamiento natural le da seguridad y herramientas para la vida a nuestros hijos. Sin embargo, si nos descuidamos, ese distanciamiento puede llegar a ser no saludable si se conjuga con alguno de los interruptores que explicamos en este artículo.

Recursos de Enfoque a la Familia

Obtenga recursos confiables para fortalecer su matrimonio.

Serie
El Llamado de Abraham

Una serie que le inspirará a pensar sobre su propio propósito de vida.  
Escuche la voz de Dios guiando su camino.  

Serie El Llamado de Abraham - Enfoque a la Familia

Nueva Serie:
Un Embarazo Inesperado

¿Cómo enfrentar la abrumadora noticia de un “positivo”? 
Una respuesta empática para aquellas mujeres que no planeaban la llegada de un bebé

Serie Un embarazo inesperado - Enfoque a la Familia

Reciba contenido especial e información actualizada

Reciba contenido especial e información actualizada

Logo Blanco Largo de Enfoque a la Familia

Suscribase a nuestro boletin

Al enviar este formulario, usted autoriza a Enfoque a la Familia enviarle información o recursos a su correo electrónico.