Conozca sobre nuestro próximos talleres
Scroll Automatically

¿Pueden sus hijos llevar su fe a la escuela?

Niño orando con la biblia

¿Sabía que la mayoría de estudiantes en los Estados Unidos pasan por lo menos seis horas al día en la escuela? Eso es mucho tiempo, y representa un reto particular para los estudiantes cristianos que pasan todo ese tiempo en un ambiente completamente diferente, o incluso contradictorio, a todo lo que aprenden en la casa o en la iglesia. En muchos casos, las escuelas públicas se han convertido en lugares que desalientan o incluso castigan las expresiones de fe. En consecuencia, los estudiantes pueden sentir que no tienen otra alternativa más que dejar su fe en la puerta. Sin embargo, nuestros hijos sí pueden llevar su fe a la escuela.

Los padres pueden ayudar a sus estudiantes a ser atrevidos y a asumir la responsabilidad de vivir y compartir su fe, cuando les sea posible. (Visite Enfoque a la Familia para más información sobre el Día Trae tu Biblia a la Escuela). Con esto en mente, a continuación se encuentran tres mitos que los estudiantes pueden enfrentar constantemente y las razones por las cuales no son ciertos.

MITO #1: LOS ESTUDIANTES NO PUEDEN LLEVAR SU FE A LA ESCUELA POR LA “SEPARACIÓN DEL ESTADO Y LA IGLESIA”

¿Por qué esto es falso?: Los estudiantes no son “agentes del estado”; no hablan en representación del “gobierno” ni de las escuelas públicas.

El estudiante habla como individuo privado y tiene el derecho de expresar voluntariamente un punto de vista personal, basado en la fe, de una manera respetuosa. Las reglas establecidas por la Corte dejan claro que las escuelas públicas no pueden prohibir una conversación estudiantil por el simple hecho de tener una perspectiva religiosa. Por lo tanto, la separación de la iglesia y el Estado no se aplica en este caso.

Los estudiantes tienen todo el derecho de iniciar una conversación con amigos acerca de su fe en la escuela, pero es importante recordar que deben hacerlo de tal forma que no interrumpa el tiempo de enseñanza. Por otra parte, el tiempo libre en períodos como almuerzo, receso y otros descansos pueden ser momentos apropiados para compartir.

MITO #2: LOS ESTUDIANTES NO PUEDEN ORAR EN PÚBLICO EN LA ESCUELA

¿Por qué es falso?: Las oraciones iniciadas por un estudiante son un discurso privado y personal, y las conversaciones privadas están protegidas por la Constitución.

Las oraciones son permitidas siempre y cuando sean dirigidas por un estudiante (no por un adulto o la escuela), no interrumpan el tiempo de enseñanza académica y sean voluntarias, es decir, que ningún participante se sienta forzado. Por otra parte, los estudiantes tienen todo el derecho de orar por sus alimentos o con amigos, trayendo así su fe a la escuela.

MITO #3: LOS ESTUDIANTES NO PUEDEN LLEVAR SU BIBLIA A LA ESCUELA

¿Por qué es falso?: Los estudiantes pueden llevar otros libros que tengan en su casa para leer en la escuela, así que también pueden llevar sus Biblias (u otros libros religiosos) para leer durante su tiempo libre y compartir con sus compañeros.

De hecho, los estudiantes incluso pueden usar sus Biblias para hacer sus tareas. En otras palabras, siempre y cuando los alumnos utilicen la Biblia de una manera que sea relevante para el tema que el profesor ha asignado y cumpla con los requisitos de la tarea, tienen esa libertad.

¿QUÉ MÁS DEBO SABER ACERCA DE LA FE Y LA ESCUELA?

Aunque existen muchos derechos que abren oportunidades para que nuestros hijos compartan su fe en la escuela, hay algunas cosas importantes que no deben de hacer mientras comparten su fe.

Primero, los estudiantes no pueden interrumpir el tiempo de enseñanza. No pueden abusar de su libertad religiosa de tal forma que evite que la escuela cumpla su misión principal de brindar una instrucción académica. En otras palabras, no pueden usar su libertad como excusa para llegar tarde o interrumpir el plan de estudios del profesor. Generalmente, es mejor para los estudiantes compartir su fe con sus compañeros durante los descansos, almuerzos, recesos, o antes o después de la escuela.

Los estudiantes tampoco pueden acosar a otros estudiantes. Por ejemplo, no tienen el derecho de obligar a otros estudiantes a escucharlos. Una buena regla para recordar es siempre tener conversaciones y no confrontaciones con los compañeros. Se nos recuerda este principio en 1 Pedro 3:15: “…estad siempre preparados para presentar defensa con mansedumbre y reverencia ante todo el que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros.”

Finalmente, los estudiantes no deben ignorar las políticas de la escuela. Mientras no es necesario un permiso para tener conversaciones con otros compañeros acerca de la fe, es una buena idea revisar las políticas de la escuela o notificar a los funcionarios cuando se planea distribuir o publicitar materiales para un evento o club cristiano. Las escuelas están facultadas para hacer cumplir regulaciones razonables, pero no pueden hacerlo de manera inconsistente o sesgada.

¿QUÉ PUEDEN HACER LOS PADRES?

Ahora que algunos de los mitos que enfrentan los estudiantes han sido aclarados, usted se estará preguntando si hay algo que pueda hacer para animarlos a expresar estas libertades en la escuela. ¡Y sí lo hay !

El “Día Trae tu Biblia a la Escuela” es un evento nacional, dirigido por estudiantes, que se llevará a cabo este año el jueves 06 de octubre. El evento está diseñado para animar a los estudiantes cristianos de todas las edades a compartir la Gracia y la Verdad de Dios en la cultura que los rodea, dando un simple paso: llevando su Biblia a la escuela y hablando de ella con sus amigos.

En resumen, ¿cómo puede equipar la mente y corazón de sus hijos para que tomen este paso de fe en su escuela? Considere seguir estos pasos para prepararlos en tres maneras distintas (pero importantes):

Espiritualmente:

Asegúrese de orar antes del evento. La guía para el padre/pastor (disponible en Trae tu Biblia) también incluye versículos de la Biblia para discutir con ellos, así como estudios y actividades para hacer con sus hijos y animar sus corazones antes del evento.

Mentalmente:

Hay artículos en versiones para adolescentes y para niños que los guiarán en el evento y les ayudarán a fortalecer su confianza en la guía y precisión de la Biblia. Tome un tiempo para conversar con sus hijos acerca del por qué la Biblia es confiable “5 Evidencias de que la Biblia es Verdadera” (“5 Evidences the Bible is True”, disponible sole en inglés) es una buena referencia para iniciar la conversación.

Legalmente:

Tome el tiempo para revisar con su hijo cuáles son sus derechos. Las guías de participación gratuita lo explican de manera apropiada para la edad. También lea la sección de “sus derechos”; hay un memo legal 2019 de la Alliance Defending Freedom (Alianza en defensa de la libertad) que explica los derechos de los participantes en el “Día de Trae tu Bíblia a la Escuela”. Imprima este memo y compártelo con los funcionarios de la escuela antes del evento.

El “Día de Trae tu Biblia a la Escuela” ha crecido mucho en los últimos años, más de medio millón de estudiantes participaron el año pasado, pero aún hay más por hacer. Como padre, tiene una influencia tremenda en la vida de sus niños. Por lo tanto, ayúdelos a ser dueños de su fe al animarlos a participar en el “Día Trae tu Biblia a la Escuela” este 06 de octubre.

Eso no es todo. Es más que un evento de un día; este año, el Día de llevar su Biblia a la Escuela se expande en un movimiento de todo el año para empoderar a los estudiantes y sus familias a vivir con valentía su fe en la escuela y sociedad. Es decir, equipará a los estudiantes y sus familias con retos mensuales, específicos, acciones tangibles que pueden realizar para vivir su fe en la escuela y comunidad a lo largo del año. En las semanas posteriores al evento, esté al pendiente de los retos que van a proveer formas divertidas y atractivas para poner la fe bíblica en práctica y compartir con una comunidad en línea.

Finalmente, manténgase en sintonía. Espere más información en TratuBiblia.org , como también en Instagram y Facebook.

Logo de Trae tu biblia a la escuela
Sombra

¿Por qué Traer tu Biblia a la escuela?

El Día de Trae Tu Biblia a la Escuela es un movimiento dirigido por estudiantes para leer y atesorar las Escrituras como la Santa Palabra de Dios, animar a otros con la esperanza que tenemos en Cristo Jesús y celebrar nuestras libertades religiosas.

¡Descubre más acerca del movimiento que activa nuestra fe!

© 2022 Focus on the Family. Todos los derechos reservados. Publicado originalmente en inglés en focusonthefamily.com.

 

Artículos más recientes

Embarazos no planeados: ¿Cómo debería responder la iglesia?

He oído decir que la iglesia es la esperanza del mundo. También he notado que todas las mujeres que enfrentan un embarazo inesperado parecen tener un sentimiento en común: la desesperanza. Este mismo sentimiento es el que hace que las tasas de aborto vayan en aumento. Pero ¿qué pasaría si la iglesia fuera una mejor fuente de apoyo para mujeres en esta condición?

Leer más »
Imagen del Ebook Agotamiento Pastoral
Logo de ebook Agotamiento Pastoral
Llene el formulario y descargue el ebook GRATIS:
Logo azul transparente de Enfoque a la Familia - EALF

Escriba a continuación lo que desea buscar

Reciba contenido especial e información actualizada

Reciba contenido especial e información actualizada

Logo Blanco Largo de Enfoque a la Familia

Suscribase a nuestro boletin

Al enviar este formulario, usted autoriza a Enfoque a la Familia enviarle información o recursos a su correo electrónico.

Reciba contenido especial e información actualizada

Reciba contenido especial e información actualizada

Logo Enfoque a la Familia Ecuador

Suscribase a nuestro boletin

Al enviar este formulario, usted autoriza a Enfoque a la Familia enviarle información o recursos a su correo electrónico.